Yoleo Club, un innovador método educativo que convierte a los niños en devoradores de libros

3 junio, 2019

Emprendedores lanzan Yoleo Clubun innovador método educativo que aplica las nuevas tecnologías a la lectura. A través de internet, esta novedosa plataforma tiene como objetivo motivar al joven a leer, incentivar el gusto por la lectura y mejorar la compresión lectora. Todo ello, en un país en el que el número de lectores ha crecido hasta el 61,8% en 2018, si bien un 38,2% no lee nunca o casi nunca, según el Barómetro de Hábitos de Lectura y Compra de Libros en España 2018.

 

“Todos hemos sufrido las lecturas obligatorias: el profesor elige los mismos libros para todos los alumnos. Obviamente, esto es así porque sería imposible para un profesor evaluar la actividad lectora de decenas o cientos de alumnos si cada uno leyera un libro distinto. Sin embargo, los currículos educativos de primaria y secundaria no precisan qué libros deben leerse, sino que destacan un objetivo: se debe promover el gusto por la lectura, que los niños desarrollen el hábito lector. Para lograrlo, la imposición de las lecturas, no resulta la mejor forma. Yoleo Club nació para hacer compatible la evaluación escolar de las lecturas con el placer por leer”, asegura Jesús Hernán, fundador de Yoleo Club.

 

Basado en el método pedagógico de lectura libre de Nancie Atwell, Yoleo Club se presenta como una plataforma gamificada para web, tablet y móvil que permite a los niños de entre 8 y 16 años escoger entre un amplio catálogo de propuestas de lectura, evitando las temidas lecturas obligatorias que en ocasiones generan rechazo y merman su interés lector.

 

En Yoleo Club se incluyen desde libros clásicos a novedades de la literatura infantil y juvenil. El joven, una vez registrado, puede escoger una de las recomendaciones de lectura que encontrará a su disposición en la web. A medida que vaya avanzando en la lectura, en la plataforma encontrará cuestionarios de comprensión lectora organizados por capítulos.

 

La herramienta incorpora estrategias de gamificación. Así, cuando el niño se registra puede crear un propio avatar. Y cuando responde correctamente los cuestionarios obtiene puntos que le permiten subir de nivel y acceder a nuevas recompensas. Tanto sus lecturas como los logros conseguidos irán desarrollando su currículum lector”, explica Jesús Hernán.

 

Esta plataforma, diseñada para centros educativos, permite al docente monitorizar y certificar esta lectura libre y hacer un seguimiento personalizado de la evolución lectora de cada alumnomediante una serie de datos, informes y gráficos, al mismo tiempo que atiende la diversidad de necesidades en el aula.

 

“En Yoleo Club se pueden encontrar lecturas en varios idiomas adecuadas a diferentes niveles lectores según la edad, incluyendo libros de lectura fácil para atender a alumnos con dificultades de aprendizaje. Además, el profesorado tiene acceso a otros contenidos y recursos pedagógicos relacionados con estrategias para el fomento de la lectura que complementan el trabajo realizado con la plataforma”, mantiene el fundador de la plataforma.

 

Este innovador proyecto cuenta con más de 10.000 alumnos que ya utilizan la plataforma Yoleo Club, cuya versión en catalán se llama Legiland, en el aula animados por sus centros escolares, que enfocan la lectura desde una nueva visión pedagógica como fuente de conocimiento académico y desarrollo personal del alumnado. Los centros escolares Yoleo crean un marco donde se amplía, se dinamiza y se socializa la experiencia lectora. “Para los estudiantes acostumbrados a utilizar nuevas tecnologías, el método Yoleo Club es muy sencillo e intuitivo, es perfecto y sus resultados sorprenden a los propios docentes”, afirma Jesús Hernán.

 

Yoleo Club está diseñado para alumnos de 8 a 16 años y funciona desde cualquier ordenador o tablet. Actualmente acumula una cifra de 50.000 libros leídos en total; 485.000 cuestionarios respondidos, lo que supone casi 5 millones de preguntas respondidas con un promedio de acierto del 65%; y más de 10.000 comentarios publicados por los alumnos (reseñas de libros).


¿Qué va a pasar con el futuro del libro infantil?

18 febrero, 2015

Micuento

Niños felices si les leemos cuentos

  • El print on demand es una de las tendencias en alza dentro del sector del ocio infantil
  • Lo social, colaborativo y personalizado seguirá protagonizando el mundo de la lectura
  • Leer cuentos a los niños fomenta el apego positivo y les hace ser felices

Barcelona, 17 de febrero de 2014.- La era digital está siendo casi tan importante para el cambio del libro como lo fue Gutemberg para la impresión de documentos. Hasta ahora, el contenido era el rey pero con la digitalización se le da cada vez más peso al lector y a su experiencia: pasa a ser activo y puede accionar e interactuar con el contenido.

“El libro se está volviendo cada vez más social y personalizado, lo que nos hace dirigirnos hacia una industria cada vez más enfocada al print on demand”. Así lo apuntan los responsables de micuento.com, iniciativa española de personalización de libros infantiles. Concretamente en el mundo infantil, la lectura sigue siendo la actividad principal de ocio para niños de entre 2 y 10 años, según una investigación realizada por Nielsen el año pasado, y el libro, el formato más importante para la creación de contenidos, con 12,5 millones de euros en ingresos, superando a los juegos. Con estos datos sobre la mesa, cabe cuestionarse de qué manera van a leer los niños en el futuro.

Tal y como declaran en micuento.com, “los nativos digitales ya nos impresionan con su capacidad de dominar una tablet o un smartphone desde una edad temprana. La tendencia está clara: el libro infantil va a seguir siendo social, colaborativo y con un contenido más personalizado, dando la posibilidad al niño de protagonizar la historia casi como lo hacía el personaje Bastian al convertirse en Atreyu, su alter ego en la historia Interminable de M. Ende”. La innovación y los efectos especiales, como la realidad aumentada, también tendrán su protagonismo y profundizará en la experiencia de la lectura.

A todo ello, cabe destacar que leer cuentos a los niños les hace ser personas felices porque es una de las actividades que potencia el apego positivo, es decir, el lazo afectivo que conecta al hijo con los padres o cuidadores y que permite forjar una relación con las respuestas que se le da a la criatura ante sus necesidades físicas o emocionales en su crecimiento. Cuando un padre o madre cuenta un cuento a su hijo se establece un contacto físico. Por ejemplo: si el cuento es contado con el niño sentado en las rodillas, se transmite afecto y seguridad y ayuda al bebé a crecer seguro, sin miedos. Además, “contar cuentos es pasar un tiempo con el niño y el apego es una relación de afecto y confianza: cuanto más tiempo se dedica al vínculo, más fomentará un apego seguro”, declara Muriel Bourgeois, una de las fundadoras de la iniciativa. Al contar el cuento, el niño o niña podrá escuchar la voz, los tonos, el gesto del padre o de la madre y así fortalecer su comunicación y su comprensión.

Micuento.com personaliza, imprime y envía libros personalizados para niños de entre 0 y 7 años a países como España, Estados Unidos, Reino Unido y Argentina. Trabajan en el desarrollo de su app, que permitirá a padres y a niños crear cuentos personalizados. Entre sus títulos se encuentran “Mirar las nubes”, “El dragón de las estrellas”, “El niño que quiso cazar al sol” y “El secreto del viento”. El próximo será “Buenas noches estrella fugaz”.

Más información – micuento.com

Micuento.com es una iniciativa emprendedora creada en Barcelona en 2014 por Javier Falco, Marcos Aguayo y Muriel Bourgeois. Su propuesta consiste en la personalización de libros infantiles para niños, donde ellos se convierten en los protagonistas de las historias. La compañía busca especialmente reforzar positivamente el apego positivo a través de sus cuentos con historias especialmente pensadas para fortalecer el vínculo e interactuación entre padres e hijos.